sábado, 4 de octubre de 2014

Borrando a papá


Año 2014. Derechos. Uno puede deducir que nunca se ha hablado tanto de derechos humanos como en el último tiempo. Al menos así lo veo yo, que he vivido escasos 27 años, los suficientes como para reconocer las banderas que se enarbolan.

El 28 de agosto estaba prevista en algunas salas de Buenos Aires la película “Borrando a papá”, un documental que muestra la odisea y el desamparo de padres a los que se les niega ver a sus hijos ¿El desamparo? Judicial, sin más.

El film no se estrenó aquel día. Fue censurado por ONG’s y con el aval de diversos actores sociales, diputadas, que argumentaron que los derechos del niños están por sobre todo, incluso, del deseo del padre de verlo tras 20 meses sin contacto. ¿Esto es así?
Ninguna de las personas que defenestraron la película la vieron, porque fue censurada. Entonces ¿qué discuten y por qué?

Yo estuve a favor de su proyección desde el primer momento, simplemente porque estoy en contra de la censura, y como cuasi comunicadora social no soporto la supresión de ningún tipo de canal comunicacional. Pero además de eso porque soy madre, una madre de dos niñas hermosas de 10 y casi 2 años. Con el papá de la mayor me llevo bien. Ahora. Porque tuvimos épocas difíciles en relación a la tenencia de nuestra hija. Pero jamás se la negué, no sólo porque se merecía verla, sino porque ¿quiénes somos las madres para negar el derecho de nuestros hijos de ver a su padre? Ahí es donde interviene el estado.
Como mujer, yo sé que la justicia preserva la potestad a la mamá por sobre todas las cosas..aún cuando se trata de madres que, por ejemplo, prostituyen a sus propias hijas.
Si el papá le pegaba a la mamá, si no le pasa plata, si le miente ¿es el niño quién debe padecer además el desarraigo?

El film contó con el apoyo del Incaa y finalmente fue estrenado el 2 de octubre en dos salas, una en CABA y la otra en Montevideo, Uruguay.

No son botines de guerra, son niños que tienen derecho a jugar, a ser amados, a ser cuidados y escuchados, pero eso lo sabemos ¿o no?  


Acá les dejo el trailer y el documental completo para que puedan verlo.

No hay comentarios: